Lecciones de Liderazgo de Steve Jobs

Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Share on FacebookPin on PinterestEmail this to someone

En este breve fragmento de una entrevista realizada a Steve Jobs conocemos un poco más sobre el funcionamiento estructural de la conocida marca Apple. Como prácticamente todo el mundo sabe, Steve Jobs (24 de Febrero de 1955 – 5 de octubre de 2011) fue el co-fundador y máximo representante de Apple. Comenzando en un pequeño garaje, logró alzar su empresa al liderato mundial en tecnología móvil y electrónica.

Seguramente te estés imaginando dicha empresa con un complejo organigrama estructurado en bastantes departamentos diferentes y múltiples reuniones diarias, pues bien, Steve Jobs compara su funcionamiento con una Start-Up, es decir, una empresa que acaba de empezar y por lo tanto no consta de un amplio entramado de departamentos.

Conoce algunos de los valores que consiguieron llevar a #Apple a lo más alto #liderazgo #SteveJobs… Click Para Twittear Apple se basa en ser una compañía muy colaborativa, cada persona se ocupa de un departamento diferente, en sus reuniones se organizan y trabajan en mejoras para la empresa. Estas ideas, así como la resolución de problemas, se filtran de forma vertical hacia todos sus trabajadores. Este hecho, como él dice, requiere de una gran confianza en los empleados de los que se espera que cada uno cumpla su función de forma correcta sin requerir supervisión. Esto demuestra la importancia de trabajar de forma simultánea y actualizada para lograr unos objetivos determinados.

Habilidades Directivas

Steve Jobs comenta que él se dedica a reunirse con grupos de personas con los que encontrar nuevas mejoras, solucionar cualquier problema que haya surgido en la compañía, así como el hecho de dejar que las personas que trabajan con él “tomen sus propias decisiones” y sobre todo respetarlas si estas son mejor que las suyas, ya que esto permite que la mejor idea prevalezca.

Gracias a estas lecciones de Steve Jobs podemos comprobar que la aplicación de valores como la colaboración y la confianza son esenciales para que exista un funcionamiento eficaz en el equipo de trabajo y en consecuencia, que nuestra organización pueda llegar tan alto como hizo Jobs con Apple.