Causas del fracaso en los proyectos

Tweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Share on FacebookPin on PinterestEmail this to someone

Según diversos estudios, como el CHAOS Report de Standish Group, los proyectos que alcanzan sus objetivos y que podrían ser catalogados como exitosos son minoría.

Las causas de que un proyecto no se culmine con éxito suelen ser múltiples e interrelacionadas, pero a continuación expondremos algunas de las principales:

Falta de planificación

En ocasiones, sobre todo en empresas con bajo nivel de madurez en Dirección de Proyectos, los proyectos no se planifican adecuadamente. Muchas organizaciones creen estar planificando un proyecto de forma correcta cuando solamente desarrollan un cronograma y un presupuesto. Aunque estos elementos son importantes, planificar un proyecto va mucho más allá, e implica diversas áreas como las comunicaciones, recursos humanos, adquisiciones, etc.

Mala gestión de los recursos humanos

Dentro de este apartado se podrían incluir muchos motivos por los que los proyectos fracasan: equipos de proyecto mal confeccionados, falta de motivación, ausencia de liderazgo, etc. Para que un proyecto alcance sus objetivos es primordial que cuente con el personal adecuado y que esté implicado con sus tareas.

Falta de compromiso de los principales stakeholders

En la mayoría de los proyectos pueden encontrarse múltiples interesados tanto de la propia organización como externos a ella. La falta de compromiso con los objetivos del proyecto de cualquier stakeholders con poder puede ser decisiva para disminuir las opciones de éxito en el proyecto.

Planificación demasiado optimista

Muchos proyectos, generalmente por motivos comerciales,  ofrecen más de lo que pueden dar y se comprometen a terminar en unos plazos y con unos costes poco realistas. En otras ocasiones, esta planificación demasiado optimista no es fruto de un afán especulativo, sino que es debida a las malas estimaciones causadas por el desconocimiento.

Mala gestión de los riesgos

Un proyecto aparentemente bien planificado puede venirse abajo si no se ha realizado una correcta gestión de los riesgos. Las amenazas a las que se enfrenta el proyecto deben ser identificadas desde su inicio, para planificar respuestas y dejar los oportunos “colchones” económicos y temporales.

Deficiente control de cambios

Todo posible cambio en el proyecto debe ser evaluado y aprobado por la autoridad correspondiente si es que se considera oportuno. Si no se mantienen controlados, los cambios pueden hacer que el proyecto derive alejándose de sus objetivos. En muchas ocasiones los grandes cambios son menos problemáticos,  ya que debido a su importancia se controlan con más atención, y es la suma de pequeños cambios, que pasa inadvertida, la que provoca verdaderos problemas.

Encuesta

Desde BPMSat te proponemos que votes por la que crees que es la principal causa por la que los proyectos no alcanzan todos sus objetivos. Si consideras que no es ninguna de las enunciadas, puedes hacernos llegar  tu opinión a través de los comentarios.

Puedes contestar a la encuesta hasta el 12 de octubre, fecha tras la que publicaremos y analizaremos los resultados obtenidos.